Conozca más sobre el Business Intelligence y Customer Intelligence para proponer nuevas estrategias de optimización de procesos de gestión y ventas.

Business Intelligence y customer Intelligence: gestionando la Big Data.

Cantidades de dinero entran y salen de nuestra empresa a cada segundo dejando no solo información de pérdida o ganancia económica.

Dentro de esta dinámica de gastos e ingresos, una gran cantidad de firmas se preocupa, además de saber si su mes laboral culminará en azul o rojo; en realizar análisis especializados de Big Data.

El propósito es formular, en base a ellos, nuevas estrategias competitivas acorde a la optimización de nuestros procesos empresariales (Business Intelligence) y nuestras estrategias de venta y marketing (Customer Intelligence).

Sin embargo es importante reconocer el significado de cada una de estas metodologías. Descubrir en qué se diferencian y por qué es necesario implementarlas, será compromiso de este artículo.

Business Intelligence: ¿Por qué es importante para una empresa?

“Las herramientas de BI acceden y analizan conjuntos de datos y presentan hallazgos analíticos en informes, resúmenes, cuadros de mando, gráficos y mapas para proporcionar a los usuarios información detallada sobre el estado del negocio”.

Revista CIO

El Business Intelligence aprovechan softwares y servicios para transformar los datos en inteligencia accionable, a partir de ello, resulta en ejecutar nuevas tomas de decisiones empresariales estratégicas y tácticas.

De esta manera, definamos por qué es necesario implementar en nuestras empresas herramientas de Inteligencia de Negocios:

1. Optimización de operaciones

Implementan un sistema de operaciones de BI brinda claves a detalle sobre el rendimiento de las operaciones de nuestra marca. Ello nos permite descubrir las áreas en las que necesitamos mejorar o modificar dinámicas de trabajo o acciones de nuestro capital humano a fin de optimizar y racionalizar nuestras operaciones.

2. Certeza para predecir el efecto de nuestras decisiones

Las especulaciones se manejan en los juegos de azar, no en la dirección de una empresa. Una correcta interpretación de datos no deja nada a disposición de suposiciones de líderes que basan su accionar en corazonadas.

3. Eficiencia para distribuir y analizar la información

Distribuir de forma sencilla y rápida los datos obtenidos propone  agilizar el esfuerzo que la gente emplea para buscar, combinar y consultar los datos que en, un futuro, serán interpretados con el fin de aplicar las direcciones estratégicas más adecuadas.

Customer Intelligence: ¿qué nos dicen las acciones del cliente?

Por otro lado, el Customer Intelligence (CI), muy aparte de orientarse en los datos que arrojen sus procesos empresariales, desarrolla una capacidad de gestión de datos basadas en el marketing digital donde se adecúan estrategias afines a las necesidades del consumidor.

Su propuesta se centra en el conocimiento de los patrones conductuales y estudios de hábitos de consumo, basados en experiencias personales y adquiridas, con el fin de integrar procesos y reinventarse.

¿Pero por qué resulta necesario incluir una estrategia de CI en nuestras empresas? Analicemos las siguientes claves:

1. Rentabiliza la información enfocada a las ventas

Las corporaciones conocer dónde y cómo se generan los volúmenes de venta. Sin embargo, no existe una presición en cuanto a cómo los clientes acogen los productos que lanzan al mercado y con qué frecuencia los consumen.

Con el Customer Intelligence, los informes finales de balances comerciales analizar e interpretan también el proceso de toma de decisiones del consumidor.

2. Mantener el flujo de clientes

Con la evolución y rapidez de los procesos comerciales, los clientes necesitan incentivos especiales para asegurar su permanencia y fidelidad a una marca.

La aplicación del Customer Intelligence, propone conocer los hábitos generales de consumo para así conocer cuándo un cliente deja de comprar, por qué compra, qué tan seguido compra, o simplemente si ya dejó de comprar.

3. Comparar estándares con la competencia

La aplicación del CI facilita conocer mejor a un público segmentado de clientes, permitiendo comparar estándares de calidad y manufactura a mediano y largo plazo.

La forma en la cual un programa tiene éxito o no, se basa en el nivel de aceptación que este obtenga por parte de los usuarios. Al entender las estrategias que propone la competencia, se inicia un concepto en el cual se pueden potenciar las estrategias de la corporación, que a simple análisis no es percibido.

 

Conocer estrategias de análisis e interpretación de datos como el Customer Intelligence y Business Intelligence, beneficiará su labor fortaleciendo los procesos de su empresa y conociendo a detalle los hábitos y preferencias de sus consumidores.

Hacer que tales directrices se gestionen a cabalidad, solo dependerá de la educación superior que decida cursar basada en Especializaciones en Innovación Empresarial y Maestrías en Business Intelligence y Customer Intelligence de calidad.

En tal sentido, con el desarrollo de nuevas tecnologías y herramientas de medición, su labor recaerá en integrar a su análisis común de Big Data, nuevos precedentes para optimizar operaciones, generar rentabilidad y acercarse más al cliente.

La EPGUTP, con la prerrogativa educacional de formar profesionales involucrados con las últimas tendencias de desarrollo empresarial, formula en su Maestría en Customer Intelligence una enseñanza de calidad basada en técnicas y procesos actualizados afines a la demanda del mercado.

Si hablar del futuro de la educación implica labrar profesionales flexibles ante la evolución que el mercado y la tecnología exigen, ¿está listo para afrontar esta nueva experiencia de formación profesional?

Autor
PostgradoUTP

ESCRIBE UN COMENTARIO