Los nuevos hábitos de limpieza en los hogares y el distanciamiento social en los lugares públicos apenas son dos de estas nuevas condiciones que, gracias al COVID-19, también han impactado las estrategias de contenidos de las empresas y sus marcas.

Los planes y estrategias de contenidos que se escribieron antes de la pandemia tienen que ser revisados, reformulados y readaptados con la nueva mirada del consumidor de hoy.

Esta guía para crear una estrategia de contenidos post COVID-19 te ayudará a poner en práctica las claves para brindar información de valor en este nuevo contexto, y promover los debates internos que tienen que darse en tu empresa antes de hacerlo.

¿Qué es una estrategia de contenidos?

Se trata de la forma en que una determinada marca decide acercarse al público y fija desde el lenguaje que se usará en estos contenidos hasta el formato del texto y lo visual. En definitiva, pasa por planificar, gestionar y desarrollar los contenidos con los que la marca quiere llegar hasta a ese público objetivo, a ese buyer persona definido previamente.

Es esencial, entonces, que para crear una estrategia de contenidos post COVID-19 comiences por revisar esos lineamientos básicos de tu marca.

Paso 1: Afinar los objetivos de negocio de la empresa

Antes de que la gerencia de marketing pueda reunir a su equipo para sentarse a pensar en las ideas creativas y frescas para una nueva estrategia de contenidos, la compañía completa tiene que debatir sus objetivos de negocio en este contexto post COVID-19: ¿siguen siendo los mismos? ¿han cambiado?

Todas las empresas, sin importar su tamaño o su ramo económico, se están enfrentando con un escenario diferente y eso obliga a que se redefinan los objetivos de negocio, para adaptarlos a cambios tan básicos como los controles de acceso en los puntos comerciales físicos y la vitalidad que ahora tiene el comercio electrónico.

Este proceso tiene que darse, además, en un escenario de incertidumbre. Esto supone que en las semanas o los meses siguientes pueden darse más cambios que obliguen a plantearse nuevas adaptaciones. Por esto es clave identificar también las variables de las cuales depende cada objetivo de negocio.

Paso 2: Revisar las características de los buyer personas

El COVID-19 trastocó las necesidades de los consumidores y, para comenzar a diseñar la nueva estrategia de contenidos, es fundamental que se redescubran todas esas características asociadas a los buyer personas (representación semi-ficticia de nuestro consumidor final o potencial) que maneja la marca.

Esto puede hacerse al fijar nuevas entrevistas digitales con algunos representantes del público objetivo o al aplicar técnicas del social listening en las redes sociales de los perfiles de consumidores.

Algunos datos publicados por Ipsos Perú en abril 2020, por ejemplo, reportan que la mayoría de los consumidores reconocen que se enfrentan a una reducción de sus ingresos mensuales, mientras que la mitad de los encuestados aseguran que ahora valoran y disfrutan más del tiempo en familia.

Los cambios en los buyer persona pueden evaluarse desde una mirada general en cuanto a edad y perfil, pero también hay que procurar descubrir las pequeñas variaciones en las necesidades de estos consumidores.

Estos detalles pueden ser muy útiles para afianzar la fidelidad de los clientes, algo que es fundamental durante la pandemia, para conservar el flujo de caja.

Paso 3: Analizar los hallazgos en el contexto

Esta pandemia del COVID-19 despertó mucha incertidumbre y miedos en el consumidor. No en vano, los datos recopilados sobre el buyer persona tienen que analizarse en función de encontrar formas originales para socializar y fidelizar a los consumidores.

Ipsos Perú encontró en su estudio realizado en abril 2020 que las emociones como el estrés, la depresión y los conflictos afloraron en la mitad de los consumidores.

Entonces, las marcas deben procurar que las estrategias de marketing de contenidos trabajen en mensajes que ayuden a contrarrestar estas emociones negativas, mientras brindan información valiosa a sus clientes que les de seguridad y certezas.

Algunas opciones para las marcas son enfocarse en promover la unión familiar, la solidaridad o la conciencia ambiental que son valores que también se vieron potenciados con los episodios de la pandemia en buena parte del mundo.

Paso 4: Convocar una sesión de brainstorming

Una buena recomendación a la hora de comenzar a definir la nueva estrategia de marketing de contenidos es convocar a integrantes de la empresa de diferentes departamentos como Ventas y Atención al Cliente para que brinden una perspectiva más integral sobre el negocio. Estas personas pueden brindar una óptica diferente al equipo de marketing y así fortalecer las líneas de contenidos.

Sin embargo, es crucial que antes de que estos integrantes de la empresa participen en la sesión de brainstorming manejen los datos básicos sobre los objetivos de negocio y el perfil del buyer persona en este nuevo contexto.

No hay duda que la pandemia por el COVID-19 supone un reto para todos los responsables de las áreas de marketing, por eso es tan importante que los profesionales mejoren sus habilidades para diseñar e implementar buenas estrategias para épocas estables y tiempos de crisis.

Comunícate con nosotros a través de nuestros canales digitales y pregunta por la Maestría en Marketing y Gestión Comercial.

Autor
PostgradoUTP

ESCRIBE UN COMENTARIO