¿Sabías que todo lo que logramos en la vida depende de qué tan convencidos estamos de que lo vamos a lograr? 

Cambiar la mentalidad puede influir notoriamente en el resultado de las situaciones a las cuales nos enfrentamos. Sabemos que las cosas no siempre resultarán favorables al principio, pero lo importante es aprender y sobre todo plantearnos qué haremos después de fallar. 

Por eso es tan importante entender que todo lo que hacemos depende de nuestra mentalidad. Pero, ¿cuáles son los pensamientos que determinan nuestros comportamientos?  Veamos a continuación algunos conceptos claves: 

¿Qué es el mindset?

Mindset en inglés significa “mentalidad” y es el conjunto de creencias, conocimientos, actitudes, sentimientos y emociones que tenemos en nuestra mente y que determinan nuestras decisiones en la vida. 

  • Los paradigmas son aquellos modelos mentales que nos han inculcado desde pequeños y que determinan nuestra manera de actuar. 
  • Nuestros hábitos son aquellas acciones cotidianas que repetimos de forma automática, es decir de forma inconsciente. 
  • Finalmente, las creencias son actitudes mentales que consiste en la aceptación de una experiencia o una idea considerándolas como verdaderas, es aquello que decidimos creer y afirmar sin que tengamos el conocimiento o las evidencias de que sea 100% cierto.  

 

Estos tres conceptos forman parte del bagaje de conocimientos que vamos adquiriendo y experimentando desde niños, y es lo que va a determinar nuestro comportamiento

Los tipos de mentalidad 

De acuerdo con la profesora e investigadora Carol Dweck de la Universidad de Standford, existen 2 tipos de mentalidades que influyen fuertemente en cómo las personas responden al éxito o al fracaso en la toma de decisiones. Estas son la mentalidad fija y la mentalidad de crecimiento.  

Los líderes con mentalidad fija creen que algunas personas son superiores y otras inferiores, y que sus empresas son un reflejo de su propia superioridad. A su vez, no se molestan en construir equipos colaborativos fuertes, porque se ven a sí mismos como genios que solo necesitan ayuda para implementar sus ideas.

Por otra parte, los líderes con mentalidad de crecimiento valoran el trabajo en equipo y están siempre atentos a buenas ideas, sin importar de quién vengan. A su vez, se enfrentan al cambio y lo consideran como un desafío para seguir aprendiendo y avanzando.

Un cambio de mentalidad 

En su ponencia Mindset para la Innovación”, la Directora General de la Escuela de Postgrado de la UTP, Liliana Alvarado, explicó que apuntar a una mentalidad de crecimiento es fundamental para la innovación. 

Si un profesional quiere avanzar en su carrera a partir de un cambio de mentalidad deberá tener en cuenta los siguientes recursos para un cambio de mindset: 

    • Cambiar de actitud y ver la vida de manera distinta. ¡Más positiva!
    • No buscar problemas, por el contrario, buscar nuevas ideas
    • Romper paradigmas. Hacer las cosas de manera diferente. 
    • Salir de la zona de confort. ¡Atreverse a ir por más!
    • Finalmente trabajar en equipo valorando la diversidad y empatizar con las demás personas. 

 

 

Todo cambio conlleva un gran esfuerzo. Liliana, nos invita a concientizar que el cambio debe empezar primero a nivel personal, para ver reflejado aquello que queremos en nuestras organizaciones. ¿Qué esperas? Toma las riendas de tu vida y cambia tu mindset.

 

*Este tema se abordó en el evento gratuito “Immersion Day” organizado por la Escuela de Postgrado de la Universidad Tecnológica del Perú – UTP, donde muchos participantes pudieron vivir una experiencia de aprendizaje que les generó mucho valor.

Autor
PostgradoUTP

ESCRIBE UN COMENTARIO